Desarrollos

pastels_by_ada_adriana

DESARROLLAR LA EXPERIMENTACIÓN

En el último tiempo trabajé con diferentes colegas que compartían más de una inquietud, que se valían de diferentes recursos para crear, que volvían a unir eso que alguna vez se dividió arbitrariamente (como diría Edgar Morin). Sin duda fue una inspiración para recrear intereses, para volver a las fuentes y encontrar nuevos sentidos a las búsquedas.

Tecnología+Movimiento+Educación

La tecnología responde al hacer y a lo dinámico. Pero no es solo eso, es también una forma cultural, una manera de expresarnos y de ser/estar en el mundo. De alguna manera me cautivó de manera tal que dejé de lado lenguaje artístico de la danza. Diez años después de guardar el último par de zapatilla de punta, nos visitó en ConectarLab Mauricio Vázquez  y conversamos sobre las tendencias de los últimos dispositivos tecnológicos, lo que acompañó a la indagación que veníamos realizando en el Lab. sobre experiencias inmersivas de usuario. En paralelo cursé un taller en InTad IUNA para aprender a trabajar con el software Isadora (que se utiliza en entornos de danzas con tecnología) y casi sin darme cuenta volví al mundo del movimiento. Está vez el cuerpo era la interfaz.

Las breves indagaciones y experimentaciones fueron suficientes para instaurar la pregunta: ¿se puede recuperar el cuerpo como lenguaje expresivo en la educación a través de la tecnología? Comencé a escribir e indagar al respecto [Ver notas “Cuerpo vs. tecnologías… “ComKids…”]

Sin embargo la oportunidad se dio en el 2013, cuando realicé mi postulación online a la Residencia de VideoDanza sobre intervenciones en el espacio público “Cuerpo, memoria e imagen”, en el marco del Festival Internacional de VideoDanza BA. La sorpresa fue cuando unos meses después recibo la confirmación de mi vacante. La experiencia fue una confirmación y un re/encantamiento no solo a la combinación de lenguajes que supone la videodanza, sino al trabajo en equipo y a la creación colectiva [Ver “Residencia…].

El resultado fue tan bueno que nos dejo a todos con ganas de más. Así es que conformamos el colectivo A.mo.ver  donde investigamos, experimentamos, creamos diferentes performances y producciones en los que buscamos fusiones entre el cuerpo, la tecnología y el movimiento [Ver “Quiénes no/somos”]. Este año nos esperan interesantes propuestas para continuar alimentando nuestras líneas de trabajo, en donde la educación cuenta con un sentido transversal [Ver “Lo que viene”].

@mteUBA

El 2013 fue un año con creaciones: fui convocada para trabajar como tecnóloga educativa en la carrera de Posgrado Especialización y Maestría en Tecnología Educativa (FFyL, UBA), que iniciaría una nueva cohorte con modalidad a distancia. El rol estaba por definirse, pero la idea principal es que sorteará la noción de tutor pedagógico.

Desde el comienzo había que resolver diferentes necesidades: diseño del espacio virtual, creación de una identidad gráfica y definición de un manual de marca, entre otras cuestiones que son claves en el momento fundacional. El rol precisó de una conjugación de saberes que incluyeron desde manejo de HTML, programas de diseño gráfico, actualización constante en apps, software y plataformas, programas de grabación/edición de video, entre otros conocimientos que hicieron que un simple Moodle (plataforma que refiere a nivel institucional a las propuestas de la FFyL) pudiera contar con una propuesta actualizada que dialogue con cada contenido, propósito y metodología de los seminarios. Cada seminario contaba con trabajo conjunto y constante entre el profesor a cargo y el equipo del Posgrado. Finalmente concluyó el primer año de cursada con variadas producciones de los maestrandos [Ver Canal YouTube, Revista Digital, Tablero @mteUBA ].

Wikipedia + CIPPEC + Girls in Tech = Innovación en acción

El 2014 tuve una pasantía de un mes en el MediaLab de la Universidad de EAFIT, Colombia, para validar avances de la tesis de maestría e intercambiar con los equipos sobre el Plan Teso y el Proyecto 50. Al volver a Argentina, me convocó un proyecto que me inquietaba hace años: trabajar para Wikipedia. Allí estaba: la postulación para cubrir el cargo de Encargado de Educación para Wikimedia Argentina, todo por hacer y co-crear. Así es que en poco tiempo diseñamos un Programa de Educación y lo logramos posicionar de modo internacional.

Mientras que en 2015 tuve la oportunidad de trabajar en el proyecto “Las400clases” del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento para desarrollar junto a un equipo de talentosos, la serie “Los 40 consejos pedagógicos“. Así como también ser miembro del board de Girls in tech Argentina, fue una de las experiencias vitales de encuentros con Otrxs, diseños y mucha acción, así es que nació el Hackatón de Girls in Tech donde 24 adolescentes mujeres diseñaron 8 aplicaciones de celulares con fines sociales. Pudimos validar que se puede programar el futuro, con sueños y con mucha acción.

Además de seguir avanzando con Wikimedia Argentina en su consolidación, tan solo algunos momentos memorables fueron: desarrollar un Hackatón para educadores que llamamos Creatón Didáctico, implementar propuestas de innovación en las provincias como Misiones, escribir una publicación digital: Wikipuentes, además de seguir posicionando Wikimedia Argentina en la agenda educativa nacional e internacional, por lo que finalmente fui convocada como uno 23 miembros de todo el mundo en el Education Collab, un espacio internacional de intercambio y construcción colectiva.

En definitiva, este espacio de experimentación el desarrollo acerca algunas propuestas consolidadas, aunque justamente esa palabra interpela más al espíritu que a producciones cerradas, ya que todas se encuentran en constante reinvención. Por eso este texto dialoga con la sección Lo último del sitio web, como contrapartida que se anima a presentar bocetos en construcción de estos colectivos que solo cobran sentido en el trabajo con el Otrxs.